En este momento estás viendo Historia del Licor

Historia del Licor

La Historia del Licor durante la Edad Media, con seguridad, muchos pueblos itálicos y galos conservaron de sus antepasados grecorromanos las mismas costumbres en cuanto a la elaboración y al consumo de los vinos especiados, dictadas principalmente por necesidades médicas y dietéticas. Así, lo ponen en evidencia las recomendaciones de dos grandes sabios españoles del siglo XIII, Arnaldo de Vilanova y Ramon Llull, quienes defendieron en sus obras el empleo del vino (y del alcohol obtenido del vino), por ser uno de los más eficaces remedios conocidos.

Así también lo testimonian ciertas bebidas monacales, hoy de fama mundial, pero, en su origen, modestos tónicos, como el Bénédictine, licor de hierbas, cortezas y raíces, fabricado en 1510, por los monjes benedictinos de la abadía normanda de Fécamp, o el Chartreuse, licor producido por los padres cartujos, desde 1605, obtenido de la maceración de hierbas aromáticas y especias en alcohol, destilado, endulzado con miel y envejecido en barricas de roble.

Tradición

En suma, a mi parecer, se puede afirmar que la tradición de los vina condita romanos sigue viva hoy en día, en pleno siglo xxi, camuflada tras los rostros famosos de modelos, actores y actrices, que seducen e invitan al disfrute de un aperitivo o de un digestivo, probablemente ignorando el valor medicinal que, desprovisto de toda sofisticación, en su origen tuvieron estos licores, y la escasa novedad que hay en las bebidas que anuncian.

Hace más de dos mil años, Plinio (14, 18, 98) decía: “no me causa admiración que, de los innumerables vinos artificiales, los géneros descubiertos hace muchos siglos casi todos son pertinentes para el uso de la medicina”, y, a tal punto fueron variados sus usos, y tan fabulosas sus bondades, que pareciera que no se equivocó al considerar que estos vinos especiados eran verdaderos prodigios: sunt et in vino prodigia (Plinio, 14, 22, 116). Estudio de Amalia Lejavitzer Lapoujade

Historia del Licor

La historia de los licores Padre Evencio se remonta varias décadas atrás en el tiempo en el convento de los PP. MM. Descalzos de Toro, donde, entre ollas, alambiques y fogones dos frailes, el Padre Fernando y el Padre Evencio, elaboraban, como forma de subsistencia, confituras, conservas, mermeladas y cómo no, lo reconocidos licores.
Tras el declive del convento, ya que había dejado de ser sede principal de la orden y colegio, estudiaron la posibilidad de comecializar estos productos como forma de subsistencia y mantenimiento de las instalaciones.

En aquellos tiempos, el padre Evencio era el abad del convento y era conocido en la zona por su carácter afable peculiar. Éstas, entre otras, son las principales razones que llevaron a darle nombre a éstos licores.

Experiencia

La experiencia y la tradición centenaria en la elaboración de éstos productos en los conventos, la paciencia y el tiempo que sólo los frailes pueden tener, las largas y amenas conversaciones con las gentes del lugar, experimentada en los menesteres de los vino y los alcoholes, dada la gran tradición vinícola de la zona, son la receta para que los Licores del Padre Evencio, en especial el Licor de hierbas aromáticas sean un referente entre los licores de éste género.

Con el aumento de la demanda, los Padres se vieron con la necesidad de buscar ayuda en una persona de confianza para la elaboración de los licores.

Secretos y Recetas

En el año 2005 El padre Evencio es galardonado con el premio saludable de la fundación científica Caja Rural. 15 años después, estos licores los continua elaborando el único conocedor de los secretos y recetas maceradas con el paso de los años entre los muros de este convento, con la confianza y el beneplácito de los Padres Mercedarios, elaborando de la misma manera natural y artesanal, con la misma receta y con los mismos depósitos, estos excelentes licores.

Selección ingredientes

La cuidada selección de la fruta y las hierbas, junto con macerados en frío en los mejores aguardientes, sin el empleo de consevantes ni colorantes artificiales, hacen de estos licores un producto exquisito, natural y con todas las propiedades de la materia prima, colaborando así a mantener vivo también el espíritu medicinal que fue por el que se dieron a conocer en el mundo los licores.

Hay varias referencias en reportajes y libros en los que referencian estos los licores Padre Evencio como en el libro “Cuina monástica” escrito por Jaume Fábrega Colom.

Gama Licores Padres Evencio

Esta entrada tiene 3 comentarios

  1. Rodri

    Hola a todos, desconocia la historia de los licores. La historia me apasiona y os doy las gracias por la información brindada. Y no sabia que los licores se pueden hacer con vinos.
    Gracias.

    1. Antonio Luis Fernández

      Hola Rodri, me alegro que te gustara nuestro artículo sobre la historia del Licor. Y ya que se han iniciado los comentarios en este artículo, nos gustaria que aquel que tenga información de añadir, lo haga, que seran bienvenidas y todos y todas lo agradeceremos.

  2. Esteban

    Muy interesante.

Deja una respuesta

Ver más

  • Responsable: Antonio Luis Fernández.
  • Finalidad:  Moderar los comentarios.
  • Legitimación:  Por consentimiento del interesado.
  • Destinatarios y encargados de tratamiento:  No se ceden o comunican datos a terceros para prestar este servicio. El Titular ha contratado los servicios de alojamiento web a Ionos que actúa como encargado de tratamiento.
  • Derechos: Acceder, rectificar y suprimir los datos.
  • Información Adicional: Puede consultar la información detallada en la Política de Privacidad.